Cómo tratar una piel irritada por el sol



Muchas veces la piel puede resultar un problema si no se cuida de una forma adecuada, haciendo que el sol maltrate e irrite uno de los órganos más sensibles de nuestro organismo. Si te has expuesto de forma muy seguida al sol y sientes picor, así como una quemazón intensa en la zona afectada, es hora de que acudas a la parafarmacia o a la farmacia para que te receten una crema o un after sun potente.

Si sólo es un enrojecimiento leve y no aporta dolor, con el after sun aplicado al menos 2-3 veces al día bastará, calmándose en 2-3 días, dependiendo de la intensidad de la quemadura. Si la quemadura está avanzada y además se ha creado en la piel un leve sarpullido que pica, lo mejor será aplicar una crema curativa, que los elimine y evitar la exposición solar en esa parte de la piel unos días.

Procura cuando vayas al sol,aplicarte un bronceador de al menos un factor de protección 35 o 40. Estarás más segura y tu piel se mantendrá hidratada a la vez que tersa, sin miedo al sufrimiento por el sol.

Compartir en Google

Autor: Ana Pérez

    Comentar en Blogger
    Comentar en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada