Crema antiarrugas de fresa y huevo



Cuando pensamos en cremas antiarrugas normalmente nos vienen a la cabeza pequeños botes con cremas sintéticas o naturales cuyo precio suele ser bastante elevado. Pero tenemos que cambiar este concepto. Podemos hacer nuestras propias cremas en casa igualmente efectivas que nos saldrán muy bien de precio y son totalmente naturales.

Para hacer esta crema antiarrugas sólo necesitaremos seis fresas maduras, una clara de huevo y ocho gotas de agua de rosas. Por un lado montaremos la clara a punto de nieve y por otro lado licuamos las fresas. Cuando tengamos esto listo, mezclamos los dos ingredientes con el agua de rosas y ya tendremos lista nuestra crema.

Lo aplicamos en la cara, especialmente en las zonas de las arrugas y dejamos actuar unos quince minutos, hasta que la crema se seque y esté dura. La retiramos de la piel con agua templada.
Compartir en Google

Autor: Beatriz Rodriguez

    Comentar en Blogger
    Comentar en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario