¿Cómo evitar las discusiones?



Cuando hay otras personas que son muy diferentes, es normal pero no deseable que haya discusiones. Normalmente las personas que buscan un enfrentamiento, son aquellas que no están de acuerdo consigo mismos, creando grandes impulsos en los cuales se reafirman a si mismos dejando al otro en un nivel inferior.

La discusión puede llegar a ser una maniobra de manipulación, para hacer débil al otro, algo con lo que debes tener cuidado para alejar a aquellas personas que quieran hacerte molestar. Una discusión comienza de manera general por una descalificación, que el otro realiza para ponerse en un lugar más alto y superior.

Hay que afirmar que una discusión no es sana seguirla, ya que podrías rebajarte y acabar en la descalificación sin querer. Cuando veas que otra persona no quiere dialogar y quiere imponer su opinión, simplemente corta el contacto con esa persona, será mucho mejor para ti. ¡Tenlo en cuenta!


Compartir en Google

Autor: Ana Pérez

    Comentar en Blogger
    Comentar en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario